El río Sella es un río del norte de España, de corto recorrido que desemboca en el mar Cantábrico formando la ría de Ribadesella y discurre por la Provincia de León y por el Principado de Asturias.
Nace en los Picos de Europa en la Fuente del infierno, un lugar llamado Fonseya que pertenece al municipio de Oseja de Sajambre en la provincia de León. Hacer la bajada del rio Sella es una experiencia inolvidable en tu escapada fin de semana.
El rio Sella atraviesa los concejos de Oseja de Sajambre, Ponga, Amieva, Parres, Cangas de Onís y Ribadesella.
Desde 1930 se celebra a primeros de agosto el Descenso Internacional del Sella entre los puentes de Arriondas en Parres y Ribadesella, acompañada de una gran fiesta durante todo el fin de semana.
Pero cualquier fin de semana puedes alquilar una canoa y descender el río en un recorrido sencillo de unos 15 km apto para todos incluso para niños.
El Sella es además uno de los ríos salmoneros más importantes de España.
Ruta de Arriondas a Ribadesella:
Arriondas
Su actividad turística ha crecido mucho en los últimos años sobre todo por el Descenso Internacional del Sella .
Encontrarás numerosas empresas que organizan descensos en kayak, piragua, etc. por el río Sella.
Otra actividad importante en el río es la pesca del salmón durante la temporada de verano, Arriondas es la capital salmonera de España.
La vida de Arriondas gira en torno al rio Sella en primavera y verano, sus aguas te llevan desde Arriondas hasta Llovio, Ribadesella.
Puente de Arriondas:
Tu aventura comienza bajo el Puente de Arriondas, son 15km aproximadamente de recorrido en el que pasarás por 6 puentes más,
el último puente es el puente de ferrocarril situado en Llovio a 3km del mar Cantábrico donde termina la ruta.
Disfruta del río en todo su esplendor, puedes ir parando en los lugares en que sea posible dejar la canoa, el recorrido se puede hacer en menos de 5 horas, depende de las paradas que hagas.
El puente de Toraño
Este puente marca la mitad del recorrido, buen lugar para hacer una parada y descansar.
Es además una de las pocas zonas del río donde puede llegar el coche por si hay algun problema.
Ahora el río se hace algo más tranquilo pero aún quedan rápidos, bifurcaciones, etc.
El puente de ferrocarril
Este puente metálico sobre el rio Sella señala el final del recorrido y aquí te esperan los monitores de la empresa que has elegido para hacer la ruta.
Ellos te llevarán de vuelta a Arriondas.

 

Cómo llegar