Para unas vacaciones entre la naturaleza salvaje y los sofisticados complejos turísticos, esta escapada a Belize te encantará. El Río Belize nace en Guatemala, cruza el país de oeste a este llenanandolo de preciosa riberas, hasta llegar al mar, desemboca en Ciudad Belize.
Otros ríos importantes del país son el Hondo y el New.
La otra gran belleza de Belize es su selva, una gran extensión de naturaleza exuberante, verde y salvaje, con cientos de aves, con plantas de muchas especies, con magníficos animales como el jaguar, también iguanas y cocodrilos.
Visita las Lagunas de Crooked Tree, un paraiso y el Santuario de Babuinos, un espacio protegido de monos.
Belmopan, la capital del país, tiene un entorno de gran belleza con sus bosques tropicales, parques nacionales como el Parque Nacional Guanacaste y el Parque Nacional del Cenote Azul declarado Parque Natural en 1986.
Belice con más de 300 kilómetros de litoral es una de las costas más hermosas, las playas de Belice son de arena blanca, con aguas cristalinas, arrecifes de coral donde si te sumerges descubrirás otro mundo, podrás disfrutar del espectáculo de luz y color de sus fondos marinos.
En los cayos de Belice, se ha creado un complejo turístico para que los amantes de los deportes relacionados con el mar  y para la observación de aves.
En los Cayos anidan y habitan diversas especies de aves marinas, muchos de estos lugares son inaccesibles para la mayoría  de las personas y esto las favorece.
La gastronomía de Belize está muy influenciada por los paises vecinos, México y Guatemala, pero también tienen platos tradicionales própios hechos con productos del mar, como la famosa sopa de camarones, marisco fresco y pescados elaborados
con distintas recetas para saborear en los excelentes restaurantes de Belice. Para comer pescado fresco…Los Cayos,
para degustar langostas frescas… Cayo Caulker
El maíz es un ingrediente básico de la original cocina del país junto con los frijoles, el arroz
con leche y las salsas picantes para acompañar la carne de cerdo o de pollo,  para comer carne, mejor las tierras del interior,  en los restaurantes de Belmopan.

Belize, la huella de los mayas

Belize o Belice, un pequeño país de centroamérica, que te ofrece tranquilidad o aventura para que disfrutes de una escapada de vacaciones muy especiales y como tú lo desees. Desde Ciudad de Belice puedes adentrarte en la Selva tropical, ir a Altun Ha para visitar las ruinas mayas que se concentran la mayor parte en el norte y conocer la historia de la primera gran civilización de Belize. Los Mayas poblaban Centroamérica y Sudamérica hasta la llegada de los conquistadores españoles, la ciudad mexicana Teotihuacán era la capital de esta gran civilización.
Los Mayas vivieron años de prosperidad entre los Siglos V y X. Esta cultura ha dejado en Belize una gran huella, los yacimientos arqueológicos de Caracol, Lamanai, Santa Rita o Nim Li Punit.
Caracol fue la ciudad más importante de los Mayas, fué una gran ciudad de casi 80.000 habitantes.
También son importantes las excavaciones de Altun Ha. Plazas, templos y pirámides te hablarán de Altun, de la historia precolonial…
La mayor riqueza arqueológica se encuentra en el norte, en la zona de Corozal, allí están los yacimientos de Altun Ha, Cerros y Lamanui, situados en plena selva, rodeados de exuberante vegetación y de una fauna salvaje, como el impresionante jaguar, o el manatí que es un mamífero marino.
En la historia de Belice son clave estos momentos históricos: el primero, el de dominio de los Mayas,
hasta que en 1492 Cristobal Colón descubrió el nuevo mundo, parece que en 1502 Colón realizó
su primer viaje a la Bahía de Honduras. Más tarde la ocupación británica, desde el Siglo XVI hasta
1981, año en el que Belice consiguió su independencia, y después desde 1981 hasta la actualidad, otro hecho importante es el nacimiento del turismo como fuente de ingresos de este pequeño país y sobre todo su desarrollo sostenible que ha hecho que después de 20 años de turismo, el 40% del país sea zona protegida, el 50% del país sigue siendo salvaje y cuenta con
protección.
Si te gusta la aventura, te puedes adentrar en la selva con un guía para ver especies salvajes o también en el mar, para observar delfines y otras espécies.
Y para disfrutar relajadamente de tus vacaciones, un baño en las bellísimas playas caribeñas, una visita a los cayos, un paseo a la isla de San Pedro, bucear en los preciosos arrecifes de coral o ir tierra adentro, de compras a Belmopán, la capital de Belice.

Belice, bellos fondos marinos, arrecifes de coral

Belize, es un pequeño país de centroamerica, al sur de México, frontera también con Guatemala
y el Mar Caribe. Pertenece a la Commonwalth y su población es de unas 400.000 personas. Es una Democracia Parlamentaria, su moneda es el dólar y fué colonia británica hasta el año 1981, en que consiguió su independencia.
El idioma oficial es el inglés pero el que más se habla es el español.
La capital de Belice es Belmopán, pero la ciudad más poblada es Ciudad de Belice, que tiene unos 15.000 habitantes.
Este pequeño país caribeño tiene más de 300 kilómetros de costa maravillosa.
La separa de Honduras, 70 kilómetros de Mar Caribeño, el llamado Golfo de Honduras.
Es un país sobre todo llano, su río principal es el Río Belice, que cruza todo el país y el pico Victoria, de unos 1.200 metros de altura, es el punto más alto.
Los arrecifes de coral más extensos del Caribe están en Belice, sus fondos son un auténtico paraíso para los amantes del submarinismo. Su clima es tropical, lluvias, humedad, y en algunas épocas del año hay riesgo de huracanes y tormentas tropicales.
El turismo es importante, es un sector en alza, la agricultura y la pesca lo han sido siempre, también el turismo cultural se está valorando actualmente, Belice cuenta con importantes ruinas y restos arqueológicos de origen Maya.
Cayo Ambergris, tiene importantes infraestructuras turísticas; grandes hoteles, apartamentos y chalets lujosos donde puedes pasar unas vacaciones deliciosas.

En Belice hay muchas actividades que puedes practicar, especialmente atractivas son las relaccionadas con el mar y con los arrecifes de coral.
Windsurf, kitesurf o submarinismo, pesca, navegar a bordo de un kayak o una canoa, navegar a vela o a motor y disfrutar de los preciosos cayos y de la fauna marina, remar a bordo de un pequeño bote, o una canoa, o simplemente nadar y disfrutar de sus agúas cristalinas.
Los campos de golf en Belice son especiales por sus bellas vistas al mar y a la jungla
Observar las variadas especies de aves, visitar la espectacular cascada de Hidden Valley con sus 500 metros de caída.
Hacer senderismo, practicar rafting en sus ríos y rutas a caballo son otras actividades que te ofrece este pequeño país.
La relacción con el mar es constante y entre ellas el submarinismo es muy demandado, bucear entre tiburones, entre rayas, entre delfines o bucear para disfrutar de los fondos marinos y de los arrecifes de coral de Belice.
Por todo el país existen escuelas de buceo, muchas te ofrecen alojamiento a bordo de las embarcaciónes donde se realizan las salidas para bucear.
El alojamiento en Belice es facil y para todos los gustos, son confortables tanto los apartamentos, las villas y los hoteles.
Hay a tres ciudades importantes en Belize: Ciudad Belize al norte, Belmopan, la capital, en el centro y el Distrito de Toledo en el sur del país.
El norte de Belice se caracteriza por los humedales, los cayos y los pantanos llenos de cocodrilos. El sur de Belice sin embargo es más montañoso, con la pequeña cordillera Maya y el Pico Victoria.