Polonia

Rzeszów es la capital de Podkarpacie, región al sureste de Polonia que limita con Ucrania y Eslovaquia, y cuenta con unos 163.000 habitantes. De gran importancia comercial desde la Edad Media, cuando era punto clave de las rutas comerciales que unían el este y el oeste de Europa, hoy es una ciudad dinámica, moderna y bien comunicada, además de acogedora con el visitante. Centro de los movimientos patrióticos de Polonia acaecidos a finales del s. XIX, también ha sido cuna de artistas, inventores y personajes públicos de toda índole.

Las murallas de la ciudad, situada en la ruta legendaria de Atila, el rey de los Hunos, atestiguan el paso de mercaderes, reyes, emperadores e invasores a lo largo de su historia. Entorno a la plaza del Mercado se concentran el Ayuntamiento, la iglesia gótica (s. XIV), el convento de los Bernardinos, el de los Escolapios, el castillo renacentista de los Lubomirski y dos sinagogas, además de numerosos edificios y villas burguesas de estilo modernista. Llama la atención, por su singularidad, la extensa y tupida red de galerías y sótanos de varias plantas -hoy habilitada como museo- que se extiende por el centro histórico de la ciudad, destinada a ocultar y preservar las mercancías y, durante guerras e invasiones, a los propios lugareños.

Aquí se celebra cada tres años el Festival Mundial de los Grupos Folclóricos de Polonia en el Exterior, momento en que la ciudad se convierte en un escenario para bailarines, músicos y cantantes de todo el mundo, descendientes de emigrantes polacos llamados por sus raices. Ciudad universitaria, cuenta una población estudiantil de más de 50.000 alumnos que añaden vitalidad y espíritu joven a la ciudad. Vale la pena extender la visita a las poblaciones vecinas situadas en los Cárpatos Septentrionales, en las que históricamente se han establecido gentes de las más diversas procedencias y religiones: volosis, lemkowie, bojkowie, alemanes, austriacos, húngaros y judíos.

Entre aldeas encantadoras, prados y montañas, podemos disfruta de la naturaleza como en pocos lugares de Europa se puede todavía hacer: bisontes, lobos, linces y osos han encontrado en los parques naturales de esta región un reducto único en el continente. Entre excursión y excursión, podemos disfrutar de la gastronomía tradicional y de la artesanía popular que por doquier encontraremos en los mercadillos de muchas de sus poblaciones.

Fotos: poland.travel
Para más información: Página oficial de turismo de Polonia