Madeira. Relajarte en el Atlántico

madeira.jpg

Madeira la forman un grupo de islas portuguesas situadas en el Atlántico. Madeira, como todos sabemos, significa «madera» en portugués y la forman cinco islas, de las cuales solamente dos están habitadas. Estas últimas son Madeira y Porto Santo. Junto a ellas se encuentran tres pequeñas islas, que los portugueses llaman las Desertas, y el archipiélago de las Islas Salvajes. Estas cinco islas, junto con el archipiélago, forman la Regiao Autónoma da Madeira. Esta región autónoma portuguesa se encuentra a unos 580 kilómetros aproximadamente de las costa africana y a 860 kilómetros de Lisboa, formando la Macaronesia, junto a las islas Azores, Islas Salvajes, Canarias y Cabo Verde.
La principal ciudad de Madeira y también su capital es Funchal, situada en la costa sur de la isla principal. La primera impresión que se tiene de Funchal es la de encontrar grupos de casas de un blanco deslumbrante y con tejados de color naranja, distribuidas a lo largo de las laderas y que dan la sensación de que se precipitan en el mar. La uniformidad de estas construcciones suponen una parte importante de la belleza de Funchal. Esta es una ciudad muy limpia y con una población muy abierta. Encontraremos jardines y plazas por todos lados y continuamente disfrutaremos de vistas a la montaña y al mar.
Si buscamos un poco del ambiente de Funchal, no hay nada mejor que acercarnos a la Zona Velha, que está situada alrededor de la catedral y es donde suele acudir la gente a tomar un café o una copa en sus terrazas. Sobre todo, si sois aficionados al café, os aconsejo probarlo en Funchal. Allí se suele pedir una «bica», al referirse al café solo. Seguro que no os arrepentireis, ya que es de lo mejor que se puede tomar en lo que a café se refiere. Entre los cafés más populares están los del Teatro y el del Museo Sacro. Este museo alberga en su interior una colección muy importante de obras flamencas que fueron conseguidas mediante trueque, concretamente de azúcar. Otro lugar que nos gustará visitar es el Madeira Story Centre, donde se puede disfrutar de un recorrido por la historia de Madeira desde sus orígenes volcánicos.
Para los más deportistas y amantes de la naturaleza, además de poder disfrutar de sus muchos jardines y terrazas, en Funchal se puede practicar parapente y surf, y para quienes prefieran la observación, seguro que disfrutarán contemplando el hábitat de las ballenas, de la foca monje o de los delfines. Lo que está claro es que en Madeira encontraremos actividad y diversión para todos los gustos.

Interesante  Provenza, Arlés. Sur-este de Francia

espetada.jpg

Para los que prefieran la paz y la calma, nada mejor que saborear una copa de vino mientras se encuchan unos fados, probar los pescados y mariscos del atlántico, como el pez espada con banana, la ensalada de sardinas o la espetada, que es una brocheta de ternera adobada con ajo. Existen varios restaurantes típicos para comer buen pescado. Estos son: el restaurante O Clássico del hotel Duas Torres y Doca do Cavacas. También, si deseamos comer bien mientras escuchamos música de fado en directo, están los restaurantes Arsénio’s y Mercelino Pao e Vinho.

Dicen que quien va una vez a Madeira siempre vuelve, y la única forma de comprobarlo es acercarnos hasta allí durante una escapada de fin de semana y disfrutar de lo mucho que nos ofrecen estas islas atlánticas.

Haz tu comentario en relación con Madeira. Relajarte en el Atlántico y por favor respeta las siguientes normas: No hagas SPAM, no emplees lenguaje SMS, trata de expresarte bien y no faltes al respeto de otros lectores. Si quieres ponerte en contacto con nosotros en relación con Madeira. Relajarte en el Atlántico o con Escapadas fin de semana hazlo aquí. Gracias.
¿Te ha gustado Madeira. Relajarte en el Atlántico? Pues díselo a tus amigos, compártelo con todo el mundo:
Compártelo: