Viajes baratos a Amsterdam

Viajar a Amsterdam fue la mejor experiencia que tuve el año pasado. Me gustó todo o casi todo, y lo pasé genial. Es una ciudad con mucho ambiente juvenil, llena de gente con ganas de pasarlo bien. La ciudad es muy chula: sus canales, la afición que hay a la bicicleta, las casas con grandes ventanas. Además, culturalmente, es una ciudad vanguardista, con multitud de museos, espectáculos y diferentes corrientes artísticas. Algunos de los museos más interesantes son el Museo de Van Gogh, la Casa de Ana Frank y el Museo Rijksmuseum. Otras cosas que no te puedes perder son: el Mercado de las Flores, un mercado colorido y bullicioso donde los habitantes de la ciudad acuden a comprar plantas y flores, además de haberse convertido en un lugar muy turístico. Si buscas un lugar para relajarte, puedes darte un paseo por el parque Vondelpark, el más famoso de la ciudad. La Plaza Dam es el corazón de la ciudad. En ella se encuentra la iglesia Nieuwe, el Palacio Real y el Museo Nacional. Además, está rodeada de tiendas, bares, restaurantes y mucha gente durante todo el día. Otra de las plazas más conocidas de la ciudad es Spui, que fue la sede del movimiento Provo en los años sesenta. Otra zona de interés, y de las más turísticas de Amsterdam es el Barrio Rojo, situado en pleno centro de la ciudad. Muy interesante también es el Hortus Botanicus, uno de las museos botánicos más antiguos de Europa.

En cuanto al alojamiento, hay de todo, pero en general, los hoteles baratos no abundan. Por esto, lo mejor es hacer la reserva con antelación. Así podrás encontrar algunos hoteles con habitaciones decentes por 70 euros la habitación doble. Algo que hace mucha gente es el pago por adelantado, en caso de que ya tengas cerrado tu viaje. Hay hoteles que tienen ofertas de hasta el 30% si pagas de esta manera. Eso sí, el dinero no es reembolsable.
En cuanto a los platos típicos está el parat que son patatas fritas que venden en la calle y van acompañadas de gran cantidad de salsa. O el Maatjes harina, que son arenques crudos que se toman a modo de aperitivo en puestos callejeros. Los quesos (kaas en holandés), que están muy buenos. Los más conocidos son el Gouda y el Edam. Y si vas en invierno, prueba el hutspot, un guiso de ternera con puré de patatas y zanahoria, ideal para entrar en calor los fríos días de invierno.

Interesante  Viajar sin pasaporte

En cuanto a los vuelos a Amsterdam, puedes pillarte muchas ofertas de vuelos baratos con alguna compañía de bajo coste. O bien recurrir a los vuelos de última hora o last minute, pero tienes que estar muy atento y la mochila en la espalda para salir corriendo…
Viajar a Amsterdam es una experiencia inolvidable por sus canales, sus casas flotantes, su ambiente callejero y juvenil…una ciudad dinámica y curiosa donde, seguro, no tendrás hueco para el aburrimiento.

Haz tu comentario en relación con Viajes baratos a Amsterdam y por favor respeta las siguientes normas: No hagas SPAM, no emplees lenguaje SMS, trata de expresarte bien y no faltes al respeto de otros lectores. Si quieres ponerte en contacto con nosotros en relación con Viajes baratos a Amsterdam o con Escapadas fin de semana hazlo aquí. Gracias.
¿Te ha gustado Viajes baratos a Amsterdam? Pues díselo a tus amigos, compártelo con todo el mundo:
Compártelo: