Praga. Viajar a un cuento de hadas

Si deseamos aunar en nuestra escapada barata de fin de semana la cultura, la historia y el arte, además de unos paisajes de montaña preciosos y únicos, no cabe duda de que ese lugar es Praga, en la República Checa. Porque quienes la visitan saben que esta ciudad es como un cuento de hadas y muchos piensan que es la ciudad del amor. Lo que sí es evidente es que si decidimos realizar una escapada romántica a Praga, con seguridad el amor hacia nuestra pareja se acrecentará bastante después de vivir tan singulares experiencias como ofrece esta bella ciudad checa. Y no solo eso, además volveremos cargados de su importante cultura y de la belleza de sus edificios y sus calles estrechas, aún iluminadas por farolas de gas. Porque Praga es romanticismo. Imaginemos por un momento pasar la noche con nuestra pareja en un castillo o en un palacio, poder navegar en un barco a vapor, deleitarnos contemplando edificios renacentistas, barrocos, cubistas, modernistas, iglesias góticas. En fin, todo es romanticismo en Praga. Seguro que nuestra pareja nos lo agradece, porque se tratará sin duda de una escapada inolvidable y única.
Y es que en cuanto cruzamos la frontera de Austria con Moravia, comienzan los bosques frondosos y los paisajes de montaña, muy atrayentes sobre todo para los escaladores. Podremos observar muchos castillos y torres que se marcan en el horizonte y nos daremos cuenta que hemos entrado en el mundo tan particular que nos ofrece la República Checa.
Praga es también llamada la Ciudad Europea de la Cultura, dado su gran número de museos y galerías, de sus expléndidos teatros y de sus extraordinarias salas de conciertos. También es impresionante y encantador su casco antiguo o histórico, que ocupa la Ciudad Vieja, Hradcany, el Puente Carlos, el Barrio Pequeño, la Ciudad Nueva, el Barrio de Josefov y Vysehraad. Pero aún hay más calificativos. Praga también es llamada la ciudad de las cien torres, debido a la gran cantidad de miradores y torres de que dispone. Y muchos la llaman «la ciudad dorada», porque en tiempos de Carlos V eran de color dorado las torres del Castillo de Praga.
En cuanto a los hoteles y alojamientos de Praga, decir que esta ciudad dispone de muy buenos e interesantes hoteles, desde funcionales a con bastante lujo, con un servicio muy esmerado (incluso con spa incluido algunos) y a precios realmente económicos. Por ello, debemos consultar previamente las ofertas que coincidan con la fechas en la que preferimos realizar nuestra escapada barata.
La gastronomía de Praga es excelente y no debemos dejar de probar algunas de sus especialidades locales, como sería el caso de el Gulash, la Carne ahumada, el Choucroutt y las ricas salchichas.
Si hemos recorrido la ciudad durante muchas horas, una buena idea es saborear un buen café en alguno de sus muchos locales y cafeterías. Entre las más famosas de Praga están: el Café Kafka, Ebel, Tramvaj y el Municipal House Café. Y ya por la noche, después de cenar, podremos saborear junto a nuestra pareja de una buena jarra de cerveza, que es siempre de bastante calidad, y de disfrutar de muy buena música de jazz en alguno de sus club de jazz que abundan por la ciudad.

Interesante  Escapadas de un día baratas
Haz tu comentario en relación con Praga. Viajar a un cuento de hadas y por favor respeta las siguientes normas: No hagas SPAM, no emplees lenguaje SMS, trata de expresarte bien y no faltes al respeto de otros lectores. Si quieres ponerte en contacto con nosotros en relación con Praga. Viajar a un cuento de hadas o con Escapadas fin de semana hazlo aquí. Gracias.
¿Te ha gustado Praga. Viajar a un cuento de hadas? Pues díselo a tus amigos, compártelo con todo el mundo:
Compártelo: