Castilla-La Mancha y sus parajes naturales

Ya que en verano las vacaciones y las escapadas suelen ser más comunes y frecuentes, también se crea una gran diversidad de gustos y preferencias que apuntan a lugares exóticos, lejanos, con encanto y suficientemente atractivos como para que nos embarquemos en esa aventura que hemos dejado pendiente durante algún tiempo hasta encontrar el momento propicio. Sin embargo, a veces nos olvidamos de la tremenda riqueza cultural y turística que tenemos a lo largo y ancho de España, además de que con seguridad en estos viajes de interior nos gastaremos bastante menos que cuando optamos por viajes lejanos. Por eso, si preferimos realizar una escapada barata este verano y disfrutar de nuestra tierra, de las excelencias gastronómicas locales, de paisajes encantadores y de deleitarnos con muestras de lo más rico de nuestra cultura ancestral, una buena idea es preparar una escapada económica a la comunidad de Castilla-La Mancha. Si lo hacemos, tendremos ocasión de comprobar que estas tierras son ricas en monumentalidad e historia y cuenta con todos los atractivos y servicios necesarios para que nuestra que realmente nuestra escapada de fin de semana sea exitosa y barata.
Entre las opciones más populares que podemos elegir en nuestro viaje son sus rutas alternativas. Tal sería el caso de La Ruta de los Pueblos Negros, llamada así por la abundancia de pizarra utilizada en la cosntrucción de sus edificios y que ha definido una arquitectura muy particular. También está La Ciudad Encantada de Cuenca, con sus bloques gigantes de piedra caliza sobre los que se levantan las casas del lugar; La Ruta por campos de Azafrán, La Ruta de los Hechizos del Mago Merlín, La famosa Ruta de Don Quijote, la Ruta por la Mancha Esteparia, Ruta por los Castillos, Albacete Secreta y muchas otras más, bastante interesantes también.
La comunidad de Castilla-La Mancha se encuentra ubicada en una extensa llanura del centro de la península. En ella encontraremos paisajes montañosos como el de la Cordillera Central al norte, Sierra Morena y los Montes de Toledo al sur, y al nordeste se encuentra el Sistema Ibérico. Los Montes de Toledo forman la línea divisoria de las dos cuencas hidrográficas de la región: la del Guadiana y la del Tajo.
El clima de Castilla-La Mancha es mediterráneo, aunque algo continental. Las lluvias son escasas, lo que hace que las temperaturas sean cálidas en verano y algo frías en invierno.
Si no pretendemos alojarnos en hoteles de lujo y nuestras preferencias están más por el ecoturismo y el turismo rural, podemos conseguir excelentes ofertas en alojamientos económicos y funcionales y comer bien por poco dinero sin que nuestro bolsillo se resienta demasiado. Porque en cuestión de gastronomía, esta comunidad nos ofrece alimentos recios y ricos y unos vinos excelentes. Entre sus platos destacan sus famosos guisos con carne de caza, sabrosas chacinas y quesos y muy buenos postres.
Entre los espacios de interés de la comunidad están sus tres parques nacionales, bastante bien conservados y donde habitan corzos, ciervos, linces, zorros, buitres negros y águilas reales.
La comunidad de Castilla-La Mancha la forman cinco ciudades: Toledo, Guadalajara, Cuenca, Ciudad Real y Albacete.

Interesante  La Garrotxa, comarca volcánica (IV) - La Vall d'en Bas

Toledo fue la antigua capital del reino y actual capital de Castilla-La Mancha. Esta ciudad guarda uno de los tesoros arquitectónicos más importantes de España y cuenta con un patromonio monumental muy impresionante. Si la visitamos, tendremos ocasión de admirar obras del Grego, quien vivió en ella durante muchos años. De entre la artesanía toledana podemos destacar la fabricación de sus famosas espadas, que fueron apreciadas en todo el mundo.

En Guadalajara podremos visitar el Palacio del Duque del Infantado del siglo XIV, la iglesia mudéjar de Santa María la Mayor, el puente sobre el río Henares y las murallas árabes que rodean la ciudad. Si nos desplazamos por su provincia, merece especial atención Sigüenza, cargada de encanto medieval y dominada por su catedral y por su fortaleza.

Cuenca parece un milagro arquitectónico, con sus famosas Casas Colgadas. Por estas particularidades, ha sido declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Su Catedral gótica y el Museo de Arte Abstracto merece la pena que los conozcais. Si os desplazais por su provincia, encontraréis paisajes de ensueño. Tal sería su impresionante Ciudad Encantada, en la que la erosión del agua ha conseguido esculpir esculturas colosales que conforman un maravilloso museo natural. Uno de los paisajes más encantadores de Cuenca es el que forma entre paisajes y bosques el nacimiento del río Cuervo. También resulta interesante de visitar la Reserva del Hosquillo, donde está uno de los últimos refugios del oso pardo.

Ciudad Real es la tierra de Don Quijote, con su típica llanura manchega. Cerca de allí se encuentran las preciosas Lagunas de Ruidera, formadas por 17 lagunas escalonadas y rodeadas de bosques que conforman un paisaje alucinante.

También en la llanura manchega se encuentra Albacete, famosa, entre otras cosas, pos sus excelentes navajas. Es una ciudad moderna y funcional. En su provincia está el nacimiento del río Mundo, donde tendremos ocasión de admirar muy bellas cascadas y hoces. Estas tierras fueron antaño refugio de bandoleros.

Castilla-La Mancha es, en definitiva, una hermosa comunidad, donde se aunan la historia con la naturaleza, ideal para una escapada barata y con mucho encanto.

Haz tu comentario en relación con Castilla-La Mancha y sus parajes naturales y por favor respeta las siguientes normas: No hagas SPAM, no emplees lenguaje SMS, trata de expresarte bien y no faltes al respeto de otros lectores. Si quieres ponerte en contacto con nosotros en relación con Castilla-La Mancha y sus parajes naturales o con Escapadas fin de semana hazlo aquí. Gracias.
¿Te ha gustado Castilla-La Mancha y sus parajes naturales? Pues díselo a tus amigos, compártelo con todo el mundo:
Compártelo: